jueves, 24 de junio de 2021

¿En el Principio era la Palabra?

Negativo de la imagen de la Síndone de Turín (Infografía)

Hoy me han preguntado por Ti. Querían saber cómo apareces, qué hay que hacer para encontrarte. Pero... ¿acaso hay que hacer algo? ¿Qué sentido tiene hacer algo para que seas cuando ya Eres el que Es? Estamos preocupados por cumplir, por hacer, por merecerte. Me da la impresión de que queremos obtener una recompensa, una deuda que te exigimos porque hemos hecho lo que hay que hacer para poder decir que desde ese momento, desde el instante en el que nuestra acción se realiza en el tiempo, Tú comienzas a ser en nosotros porque te podemos controlar con nuestro obrar. Pero es un comienzo muy pobre porque es eso, un comienzo. Y lo cierto es que Tú no comienzas a ser. Tú no comienzas ni dejas de ser. Por eso, intentar controlarte con nuestras obras es una manera de decir que no existes, porque queremos crearte con ellas. Pero si es así, no eres el Principio. ¿En el Principio era la Palabra? Sí. Y, porque la Palabra me mira, yo soy. Y, porque la Palabra canta, todo es. Y, porque la Palabra se hace silencio, se escucha la Creación. 

Quizá el silencio nos devuelva al Principio, a la Palabra, a Ti...